Simplificando menús y compra

Una de las cosas que tenemos que hacer sí o sí es comer.

A veces es un rollo pensar en que cocinar. No saber que hacer de comer o cenar es horrible porque supone un run run en nuestra cabeza hasta que lo tenemos claro.

Es que algo hay que comer y, aunque tengas un mal día o semana, la cena y la comida no se harán solas.

Esa tarea siempre está ahí, día tras día.

Además está el tema de la compra donde invertimos un montón de tiempo y dinero.

Mucho dinero.

Mucho tiempo.

Pero hay soluciones para los tres problemas: podemos disminuir enormemente la carga mental de qué cocinar, podemos comprar en mucho menos tiempo y podemos ahorrar mucho dinero en el súper.

Todo con tan solo planificar los menús y, por tanto, la compra.

Un par de libros de recetas de cocina nos pueden solucionar bastante bien la papeleta de qué cocinar si están bien escogidos.

En nuestra familia un libro de recetas rápidas (pero sanas) y alguno de los libros de crianza sobre alimentación infantil nos ayudaron mucho.

Nosotros aplicamos BLW y hay libros muy prácticos porque resuelven muchas dudas. Menos dudas, más avanzamos en cualquier tarea ¿o no?

Los que optéis por papillas quizá prefiráis algún libro de recetas para bebés y abajo os dejo los que me han recomendado.

Os doy el consejo de siempre para no tirar el dinero: antes de comprar, analizad vuestras necesidades y escoged en base a esas necesidades.

Si es para un regalo, pensad un poquito en el estilo de vida de esa familia y seleccionad el que creéis que mejor se adapta.

Por ejemplo, hay libros que usan ingredientes poco habituales. Yo esos los descarto casi siempre. Está bien de vez en cuando hacer una comida diferente pero prefiero que los ingredientes sean fáciles de conseguir y me encajen en muchas recetas y no solo en una (lo que ahorra un montón de dinero).

Otra gente, en cambio, le gusta la comida de otros países, como la tailandesa o hindú, por ejemplo, y suelen tener ese tipo de ingredientes en casa, pues un libro de comida de ese país seguramente les sea práctico.

Internet está genial pero también está bien tener un libro del que echar mano en un momento.

Un truco es poner un marcador en las recetas que nos gusta y pegar una nota con nuestras adaptaciones de las recetas ;D. De esta forma, lo hacemos mucho más práctico.

Libros de recetas de cocina y libros de recetas para bebés

Os dejo algunas ideas con precios. Pensad en que no tenéis siempre que seguir las recetas a rajatabla pero os pueden servir como inspiración para las vuestras propias.

Planificar menús y compra

Para facilitarte más la tarea organizativa un simple planificador de menús (que puede ser un folio o una libreta) hará que ahorres mucho tiempo y dinero.

Los planificadores de menús y los calendarios familiares te cambian la vida.

No exagero ni un poco.

Planificar quita un montón de carga mental en el día a día. Ese runrun de pensar lo que hay que hacer que nos persigue. Planificando y escribiendo, nos cargamos el runrun continuo, al menos en los menús y la compra.

Además no te imaginas la cantidad de dinero que acabas ahorrando por la cantidad de comida que dejas de tirar al coordinar menús y compra. Arriba lo comentaba: procuro que los ingredientes sirvan para muchas recetas y así no desperdicio comida.

Como tienes los menús de la semana, incluidos desayunos y meriendas, tienes la lista de la compra. Vas al súper a tiro fijo y ya de por sí te ahorras dinero y tiempo al no estar dando vueltas ni teniendo que volver día tras día por alguna cosa que te habías olvidado o que necesitas para la receta improvisada del día.

Cuando entramos en el súper siempre gastamos más de lo previsto porque picamos en cosas que son caprichos más que necesidad.

Compras justo para los menús y ahí es donde también ahorras una pasta porque no tendrás comida que se te ha olvidado en la nevera y se ha estropeado.

Ayuda para organizar el menú y hacer compra

Hay algunas cosas que os pueden ayudar al hacer la planificación. En mi caso uso un planificador semanal magnético, un bloc rallado para la lista de la compra y un calendario familiar (así sé quien está y cuando ;D) .

Por cierto, ¿qué hacéis con las sobras? Tenedlas en cuenta y os ahorraréis una burrada de dinero. En mi caso las incluyo en los menús ;D.

Os dejo planificadores, calendarios familiares y algunas cosas para guardar los alimentos o ir a comprar con precios. Y abajo os sigo contando como me organizo ;D (más otro post con un vídeo).

Con esto de organizarse no hay vuelta atrás. Yo organizo ya de dos en dos semanas los menús y si estoy muy liada los hago para tres semanas e incluso cuatro semanas. Es tan fácil como repetir la primera semana, si no te quieres complicar. Después compro todo menos los frescos que lo hago una vez por semana y listo.

Si no sabéis que recetas hacer, como os decía antes, un par de libros de recetas cocina y algún libro de recetas para bebés ayudan mucho. Después haced una lista con vuestras recetas favoritas y ponedla en la puerta de la nevera. Veréis como se agiliza la tarea semana a semana hasta que ya lo hagáis en unos pocos minutos.

Por último, os dejo un post en la misma línea que este con un vídeo donde os cuento como ahorrar dinero en la compra ANTES de ir a comprar.

**En este post encontrarás enlaces afiliados de productos que creo que son interesantes. Puedes usarlos para comparar antes de hacer tu compra definitiva.
Pero si finalmente compras a través de esos enlaces, recibiré un pequeño porcentaje sin que tú pagues más así que contribuyes al mantenimiento de este blog. Hagas lo que hagas, gracias.

Última actualización el 2021-08-05 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *