09 Ene

Que NO hacer en el avión cuando viajas con niños [palabra de ex-azafata]

Viajar en avión con niños es un reto para casi todos nosotros. Algunos afortunados tienen niños supertranquilos que no llevan demasiado mal el viaje en coche al aeropuerto, la cola para dejar las maletas, la espera para el embarque, el vuelo….

No es mi caso.

Ni el de casi ningún padre. Te lo puedo asegurar porque trabajé de azafata de vuelo y llevé a muchos niños.

A muchos. Y a sus padres.

Que NO hacer en el avión cuando viajas con niños [palabra de ex-azafata]

Foto original de Richard Eriksson, Flickr. CC by 2.0.

Si viajas con bebés pequeñitos, en este post tienes unos cuantos consejos de como hacer el viaje más fácil para el bebé y para los acompañantes.

Con los bebés pequeños es más fácil aunque muchos padres primerizos piensen lo contrario. Ellos se quedan quietecitos y con suerte duermen gran parte del viaje.

Otra cosa son los niños desde que ya gatean hasta que tienen edad de entender que deben estar sentados y buscan como entretenerse sin estar intentando escaquearse del asiento todo el tiempo.

Al final, la cosa puede salir mejor o peor incluso con el mismo niño pero hay algunas cosas que empeorarán la situación seguro.

Tienes que tener en cuenta dos cosas principalmente:

  1. Un niño es un niño. Necesitan moverse y explorar. Además ese tubo alargado, el ruido y la presión de los oídos lo pueden molestar o asustar.
  2. No viajáis solos en el avión. Hay un montón de gente con sus propias vidas y problemas a la que no tenéis que incomodar más de lo necesario. La mayoría es gente muy maja dispuesta incluso a ayudar pero el avión no es el salón de tu casa y su paciencia tiene un límite. Igual que la tuya ¿no?

Teniendo en cuenta lo anterior, las recomendaciones que te voy a dar de lo que es mejor NO hacer si vas en un avión con niños te parecerán lógicas.

Que NO hacer en el avión si viajamos con niños

  1. Llevar juguetes ruidosos. Se trata de que el niño esté entretenido, no de que todo el vuelo acabe con dolor de cabeza. La gracia que te haría si lo hiciese otra familia y tus niños estuvieran durmiendo ¿a que sí?
  2. Dejarles escuchar música alta y sin auriculares. ¿Te imaginas que todos hiciesen lo mismo?
  3. Ver una peli sin auriculares. Más de lo mismo.
  4. Chillarles y reñirles a los niños todo el tiempo. No es bueno para tus nervios, ni para los niños, ni para los demás pasajeros. ¿Consigues algo con ello? Sí, empeorar tu situación y la de los demás porque será una lucha de poderes con los niños. Ellos no tienen nada que perder.
  5. Pasar olímpicamente de los niños. Ni un extremo, ni el otro. Tus hijos, tu responsabilidad. Las azafatas, azafatos (tripulantes de cabina de pasajeros formalmente) y el resto de pasajeros no son tus niñeros. Aunque seguramente te ayudarán un montón de buen grado :D.
  6. Dejar a los niños llorar y llorar sin hacerles caso. Pasar de un niño que llora por mucho tiempo aunque sea por una rabieta no tiene explicación posible.
  7. Llamar a las azafatas o azafatos cada cinco minutos. Al final, pasarán mucho de ti y quizá acabes necesitando algo de ellos de verdad. No son tu servicio doméstico. A no ser que viajes en un jet privado, claro.
  8. Llevar mil quinientas minibolsitas y no dejar de rebuscar. Venga a levantarte y sentarte molestando a quien cruzar el pasillo y al pasajero de al lado. Por suerte ahora el equipaje de mano esto ya no es posible sin pagar una pasta y nos obliga a todos a salir de casa con un equipaje de mano limitado y bien organizado(bueno, esto no todos, jejeje).
  9. Ponerse los cascos para pasar o hacer que no oyes a los niños. Sí, esto lo he visto más veces de las que os imagináis. Sin comentarios.
  10. Olvidarte de la comida de los niños. Sobre todo de los más chiquitines y los alérgicos. Oh, oh…niño hambriento a bordo!
  11. Olvidarse de llevar pañales. Si el vuelo es corto, aún puedes tener suerte pero si es un poco largo largo la cosa puede ser grave para la comodidad y la piel del culito del bebé.
  12. Olvidarse mudas de repuesto. Si se sale la caca, se hacen pipí(o caca) encima, se mojan….Ya sabes ¿no? En nuestro primer vuelo cada caca, cambio completo de ropa. Increíble.
  13. Dejar que los niños den patadas al asiento de enfrente. Seguro que a ti no te haría ni gracia.
  14. Dejar que los niños tiren de los pelos, cojan los libros, jueguen con la comida o bebida…etc de otros pasajeros. Esto es fastidiar a lo bruto. Un accidente lo tiene cualquiera pero no me refiero a eso. También lo he visto. Un niño cogió y tiró el libro que leía un pasajero. Varias veces. El padre ni mu le dijo al niño. El pasajero(majo, majo) se quejó a la sobrecargo (yo). Y la sobrecargo le llamó la atención. Como le dio vergüenza hizo sentar al niño. Ni palabra al niño en todo el vuelo. Tremendo idiota personaje.

La cosa es fácil: No hagas lo que no quieres para ti y para tu familia. Si muestras respeto, en general, casi todo el mundo te brindará su ayuda y comprensión. Si vas fastidiando….en fin, tendrás lo que das.

Algún amargado antiniños hay por ahí pero ni los tripulantes de cabina ni el resto del pasaje le dejarán que te fastidie por que sí.

Los niños lloran frecuentemente en los aviones. Unas veces se calmarán o conseguiremos que se calmen antes y otras nos costara mucho o muchísimo.

Todo lo anterior se puede evitar:

  • En vez de juguetes y cosas ruidosas, lleva juguetes silenciosos, cuentos, algo para pintar, … Lo que le guste a tus peques.
  • Si ya les permites usar dispositivos electrónicos que usen auriculares.
  • No vale estar harto y pasar de los hijos más de 30 segundos. Un minuto si es uno de esos días muy chungos(¿que clase de padres hace esto?). Esto lo empeora todo. Juega con ellos, háblale de las nubes, enséñale palabras del avión…
  • Cambia chillar y no por susurros y una sugerencia de aventura: ¿crees que habrá alguna jirafa aquí dentro? ¿cuantas personas llevan gorro? ¿cuantas están leyendo? ¿cuantas duermen? ¿has oido eso? Creo que es un loro…Busquémoslo.
  • Con muchos juegos se agotarán (y tú, claro, jajaja) y con suerte dormirán. Mucho mejor que un vuelo en el que tú no parás de chillar y ellos pues también.
  • Organiza la maleta de mano con antelación. Comida, pañales, ropa, documentación y entretenimiento. Esa maleta, LA maleta, a bordo sí o sí. Si le dices que es donde están los pañales y las cosas de los niños y cumple las medidas de la compañía con la que viajas casi te puedo asegurar 100% que aunque el vuelo esté lleno total te la dejarán subir. Si tienes muchos niños, cada uno puede llevar la suya pero lo dicho, preparadlas con antelación.

¿Qué te fastidia de otros pasajeros (con o sin niños) en un vuelo? ¿Cómo entretienes a los peques a bordo?

15 Jun

Viajar en avión con un bebé [tips de una mamá ex-azafata]

Se acerca el momento de volar con tu pequeño bebé y esto te produce ciertos temores. No me extraña. Ya de por si la vida con un bebé no es fácil para por encima enfrentarse a un viaje en avión.

La mayoría de las mamás con las que hablo me cuentan que su miedo es a volar cuando los bebés son muy pequeñitos,  de semanas o pocos meses. Aunque la mayoría piensan lo contrario, es más fácil que cuando son más mayorcitos que no hay manera de que se estén quietos.

Antes de volar, debes consultar a la compañía con que edad mínima admiten bebés. Normalmente es sobre un par de semanas.

La mayoría de las empresas dicen que los niños hasta dos años vuelan gratis pero en realidad tienes que pagar cierta cantidad tanto por la ida como por la vuelta.

El niño no tendrá derecho a asiento ni equipaje de mano pero si a llevar un carrito o una cuna de viaje. Todo esto debes consultarlo en la compañía con la que vas a volar ya que varía de unas a otras.

Para que tanto en el aeropuerto como en el avión todo vaya bien y no tengas nada de que preocuparte tendrás que organizarte bien. He de decir que por mi experiencia como azafata de vuelo (una que ha hecho de todo jajaja) sabía bastante bien a lo que atenerme por eso la cosa salió siempre bien y pudimos disfrutar de los vuelos.”Llevé” a muchos bebés en el avión. Pero muchos, muchos.

Tips para viajar en avión con un bebé pequeño

  1. Outfit cómodo para mamá:
    • Evita pantalones muy ceñidos y más si hace calor o sentirás las piernas hinchadas o cansadas.
    • La parte de arriba mejor que se abra por delante. Con el portabebés subir la camiseta es un poco rollo, al menos para mí.
    • Lleva un calzado que sepas que no te hará daño. No sabes cuantas horas llevarás puesto ese calzado o si tendrás que pegarte alguna carrerita.
    • Chaquetita de punto que con el aire acondicionado nunca se sabe. Mejor que no sea muy ceñida y te la podrás poner por encima del portabebés.
  2. Portabebés. Con un fular o mochila ergonómica el bebé irá la mar de cómodo y tendrás siempre las manos libres. Yo prefiero el fular que proteje más al bebé de los aires acondicionados, del sol o lo que sea. Con la mochila necesitaras una mantita fina extra.
  3. Outfit cómodo para el bebé. No le pongas mucha ropa ni muy aparatosa. El portabebés también lo proteje, sobre todo el fular. No te olvides de un gorrito. El aire acondicionado es muy traicionero.
  4. Tu maleta de mano (de las de ruedas) será la maleta del bebé. No sabes si tendrás que cambiarle una o cuatro veces. Organízala con tiempo:
    • Ropa del bebé: organiza por conjuntos, bodys, calcetines, chaquetas, gorro y toallas o baberos.
    • Si no le das pecho, lleva lo necesario para alimentarlo. Muy posiblemente tendrás que sacarlo en el aeropuerto así que mejor que esté todo junto en una bolsita.
    • Pañales, toallitas y cambiador. Si tu bebé hace cacas muy líquidas prueba con una talla más de pañal y quizá consigas evitar que mánche siempre el body o todo lo que lleva puesto.
    • Si no llevas fular portabebés deberás llevar una mantita.
    • En una bolsa mete todos los dispositivos electrónicos: el intercomunicador, el cargador del móvil, tu eReader (mi favorito el Kindle)… En el control tendrás que sacar los dispositivos electrónicos y mejor que tengas todo junto. Ponla situada en al parte de arriba para que sea más fácil de sacar y meter.
    • Uno o dos juguetitos dependiendo de la edad de tu bebé. Si es muy pequeño no lleves nada, preferirá tu cara. Silenciosos o acabará todo el pasaje (y tripulación de cabina) hasta los mismísimos de la musiquita del juguete, ¡incluida tú!
    • Snack sano para ti.  A mi me gusta llevar una manzana y algunas tortitas de arroz o crackers. Me los como mientras espero para embarcar y encaro el vuelo con más energía. También evito estar hambrienta y acabar comiendo cualquier chuche o bollo industrial.
    • En el bolsillo exterior mete la documentación (pasaportes, tarjeta sanitaria, billetes, otra documentación requerida según a donde viajes), cartera, tu móvil, pañuelos de papel, 1 babero o toallita,
    • No metas cremas o líquidos que superen las cantidades permitidas.
  5. Ve con tiempo extra al aeropuerto tardarás más en pasar el control de seguridad. Te recomiendo al menos veinte minutos antes de lo que irías sin el bebé. Sí vas tu sola con el bebé, añade otros veinte minutos más. Se quedarán en nada, créeme.
  6. Compra agua al pasar el control de seguridad y bebe. Es esencial que te mantengas bien hidratada.
  7. En el avión te darán un cinturón para el bebé que va enganchado al tuyo. Póntelo y estudia la mejor postura para amamantar o darle el bibe. Normalmente esa postura les resulta ya cómoda para dormir.
  8. Al bebé puede que le duelan los oídos sobretodo en el despeje y aterrizaje. Dale pecho, funciona bastante bien. Si no amamantas prueba con el chupete, leche de fórmula o agua.

Ya ves que son unos tips muy sencillos pero que dan muy buen resultado. Se trata de que la mamá ( y acompañantes) estén bien para hacer sentir bien al bebé.

Si vas con un pantalón ultraceñido que te tienes que estar subiendo cada cinco minutos, se te pega al cuerpo con el calor y  hace que se te hinchen los pies y las piernas, la cosa no puede salir bien.

Si además llevas unos monísimos zapatos el los que los pies no dejan de sudarte a mares y además te hacen daño, peor.

Organiza con tiempo la maleta. Dos días antes debería estar todo dentro menos el móbil y tu cartera que podrás meter justo ante de salir de la puerta. Si vas a llevar cuna de viaje o carrito, revisa una semana antes que todo está en orden.

No lleves ningún bolso de mano más sin asegurarte que la compañía lo permite. Normalmente sólo permiten un bulto como equipaje de mano. El bebé no suele tener derecho a equipaje de mano. Pero te repito que debes de consultarlo para la compañía o compañías con las que vuelas.

Si no tienes mochila o fular portabebes o si necesitas calzado cómodo aquí te dejo algunas ideas. De todo tienes varios colores. Otra cosa más, los portabebés tienen un peso mínimo y máximo que debe tener el bebé. Recuerda mirarlo bien ante de comprar. ¡Buen vuelo!

¿Cómo te organizas o te has organizado para viajar en avión con un bebé?